19/07/2020. El Periódico.

Esta noticia denuncia las condiciones de “esclavitud” y abusos a los que se enfrentan estas personas señalando en el subtitular , la responsabilidad de “empresas de trabajo temporal” como foco del problema, haciéndose eco de fuentes diversas: colectivos y sindicatos relacionados al colectivo de trabajadores agrícolas. Echamos en falta en el titular la utilización de la palabra ‘persona’ como condición prioritaria antes que su actividad laboral como “jornalero”.

El contexto aportado por el periodista permite al lector empatizar con estas personas al conocer que para muchos jornaleros migrantes se encuentran en una situación de vulnerabilidad más aún cuando su situación administrativa es irregular, lo que contrasta con datos como “el salario diario que perciben, pero nunca más de esa cifra. El jornal, el salario que recibe en un día un trabajador del campo que se encuentra en situación irregular en España, es sinónimo de las que se dan en una parte importante del campo murciano. Incumplimientos del convenio, salarios recortados, tratos vejatorios, ausencia de seguridad, inaccesibilidad a un contrato de trabajo tipo fijo-discontinuo para poder regularizar su situación.

En esta noticia identificamos una intención positiva en el uso de una imagen con un tratamiento digno, el primer plano de estos trabajadores agrícolas realizando la recogida de fruta. Debemos apuntar que la imagen permite identificar a varios de ellos, pero se entiende que forma parte de la información sobre una noticia.

El lenguaje utilizado es en general respetuoso aunque mejorable. Por un lado, adecuado el señalar la “situación irregular en España” al referirse a su situación administrativa y por otro, inadecuado , el uso del término  extranjero ‘sin papeles’ que hemos encontrado en dos ocasiones.

El indicábamos, el  recurrir a fuentes diversas, sindicatos y otras cercanas a los derechos humanos ha permitido al periodista ofrecer un contexto amplio y visibilizar prácticas inmhumanas y de abusos a las que se enfrentan estos trabajadores, lo que pone de manifiesto el interés en ofrecer periodismo investigativo,  e incluso crítico con los posicionamientos desde gobierno y patronales: “dibujan una actividad laboral lejos de la imagen que hasta no hace muchos días defendían desde el Gobierno regional y la patronal agraria tras las intenciones del Ministerio de Trabajo de reforzar las inspecciones en el campo para constatar casos de esclavitud”.

Enriquece la narrativa también que las asociaciones de trabajadores migrantes como ATIM o FAAM puedan ser protagonistas en esta noticia denunciando sus principales problemáticas y situaciones de abuso graves. De relieve también que se aborden directamente las irregularidades en la contratación y el abuso de sus derechos por parte de ETT’s y la patronal del sector agroalimentario.

https://www.laopiniondemurcia.es/comunidad/2020/08/05/esclavitud-campo-punto-mira-muerte/1134739.html